bebe_historia_america

Vivió solo seis semanas, pero ese tiempo le bastó para “ingresar” a la historia de América. Los restos de 11.500 años de antigüedad de una bebé hallados en Alaska, Estados Unidos, arrojan una nueva luz sobre el poblamiento del continente americano. – www.ciudadcolorada.com