Corea del Sur es uno de los países que mejor enfrentaron la pandemia de COVID-19 al inicio, pero sus ciudadanos aún siguen alertas por los brotes que aparecen. Su preocupación es tal que hay personas que están poniendo billetes en sus microondas y lavadoras, dañando el dinero en sus intentos de limpiarlos del coronavirus.





0 3.193

Corea del Sur es uno de los países que mejor enfrentaron la pandemia de COVID-19 al inicio, pero sus ciudadanos aún siguen alertas por los brotes que aparecen. Su preocupación es tal que hay personas que están poniendo billetes en sus microondas y lavadoras, dañando el dinero en sus intentos de limpiarlos del coronavirus.

El banco central de ese país dijo este viernes que las personas habían ido a cambiar tres veces más dinero quemado en los últimos seis meses que en el mismo período del año pasado, lo que se atribuyó en gran medida a intentos fallidos de desinfectar los billetes.

Un funcionario del Banco de Corea (BOK, por sus siglas en inglés) dijo que entre enero y junio la cantidad de dinero devuelto al banco tras quemarse había aumentado a 1320 millones de wones (1,1 millones de dólares) desde 480 millones de wones (400 000 dólares) en el mismo lapso de 2019.

Hubo una cantidad considerable de billetes quemados en microondas en el primer semestre de este año”, apuntó el funcionario, refiriéndose a los esfuerzos para prevenir el coronavirus.

En un comunicado, el emisor informó la destrucción de un total de 2,69 billones de wones (alrededor de 2,2 millones de dólares) en billetes y monedas dañados, y 6500 millones de wones (alrededor de 5,4 millones de dólares) cambiados en la primera mitad de 2020.

Además de usar microondas u hornos convencionales para calentar los billetes, algunas personas también los meten a la lavadora, indicó el BOK.

En un ejemplo dado por el banco, una persona de apellido Um pidió que le cambiaran al menos 35,5 millones de wones (casi 30 mil dólares) en billetes dañados tras ponerlos a lavar.

Um recuperó 22,9 millones de wones, perdiendo al menos el 35% del dinero original, que recibió como donaciones de condolencia para gastos funerarios de familiar, dijo el BOK.

Otro caso fue el de una persona de apellido Kim, que puso 5,2 millones de wones en el microondas para esterilizar el dinero contra COVID-19. Pero el daño fue limitado, por lo que Kim pudo recuperar la mayor parte del dinero.

En marzo, el BOK dijo que estaba poniendo en cuarentena los billetes durante dos semanas para eliminar cualquier rastro del coronavirus, y que incluso quemaría algunos como parte de los esfuerzos para detener el brote.

 







También podría gustarte