Las cifras entregadas ayer por el COE nacional confirmaron lo que ya se avizoraba: Quito se convirtió en el epicentro de la pandemia del Covid-19 con 11.900 casos positivos, mientras que Guayaquil tiene 11.788.





0 6.233

Las cifras entregadas ayer por el COE nacional confirmaron lo que ya se avizoraba: Quito se convirtió en el epicentro de la pandemia del Covid-19 con 11.900 casos positivos, mientras que Guayaquil tiene 11.788.

Las realidades en las dos ciudades con más población del Ecuador son distintas. El virus se confirmó en el ‘Puerto principal’ el 29 de febrero, antes de que el Gobierno Nacional adopte medidas, como el confinamiento o las restricciones de movilidad, que se pusieron en marcha el 17 de marzo.

“Acá en Guayaquil todo sucedió muy rápido, en Quito ha llegado paulatinamente. Si se analizan las cifras, esto no termina todavía para Quito. Está por verse cómo avanza la situación”, explica el matemático Juan José Illingworth, quien está a cargo de llevar las cifras de defunciones en Guayaquil.

El último informe del COE provincial de Pichincha señala que en Quito se han realizado 33.335 muestras entre rápidas y PCR.

LA HORA se comunicó con el departamento de comunicación del Municipio de Guayaquil y la Gobernación del Guayas para saber cuántas pruebas se han realizado. Dijeron que se han practicado 29.000 rápidas en territorio -de puerta a puerta- y a taxistas, y 200 PCR; además, entregaron 52.000 a distintas instituciones, sin saber qué porcentaje ya se ha ocupado.

La falta de cifras e impresión de datos preocupa y más cuando ni el Ministerio de Salud (MSP) tiene una repuesta. Su página web dejó de emitir informes cantonales -donde contaba la información de muestras rápidas y PCR de cada provincia-, desde hace más de 15 días.

Un informe emitido el 8 de junio señalaba que hasta esa fecha en Guayaquil se había tomado 42.389 muestras; Illingworth estima que al momento la ciudad ya habría superado las 50.000.

Bajo estas premisas, Illingworth considera preocupante la situación de la capital, pues con menos pruebas realizadas tiene más contagios que Guayaquil.

En porcentaje, indica el experto, Quito tendría un 50% frente positividad, frente a un 43% de Guayaquil. Es decir que, en la capital, 5 de cada 10 personas que se hacen la prueba dan positivo.

Esto ‘enciende las alarmas’ agrega Illingworth. Al tener un índice mayor al de Guayaquil, la capital tardaría más en estabilizar su situación.

Hasta el pasado 22 de abril, Guayaquil tenía más del 50% de los casos positivos de coronavirus a nivel nacional. Hasta ese día, la ciudad costera tenía 5.502 casos (50,71 %) y Quito 856 (7,89 %).

Desde entonces, Guayaquil ha disminuido las cifras ,mientras que Quito las duplicó.

Pese a que ambas ciudades y sus respectivas provincias (Guayas y Pichincha) hoy tienen un número similar de contagios, los decesos tienen amplias diferencias.

Las muertes confirmadas en Pichincha son de 653 y en Guayas 1.645, según los datos emitidos por el COE nacional.

Esto quiere decir que, por cada 100 mil habitantes, en Pichincha hay un promedio de 20,2 muertes y en Guayas 37,5.

Ángel Donoso, médico internista, dice que la falta de atención primaria en Guayaquil provocó el repunte de defunciones, que dejó tristes imágenes como las de cuerpos en las calles, las fosas comunes y el colapso de los servicios exequiales.

Además, Illingworth y otros catedráticos consideran que el virus llegó al país al menos un mes antes de haberse confirmado la paciente cero, es decir, en enero.

Si bien, las defunciones en Quito aún están bajo control, como manifiesta el mayor Diego López tapia, jefe de la sección de inspección ocular Técnica de Criminalística, en julio se ha incrementado el levantamiento de cadáveres en casas y aceras.

Según datos del registro civil, las defunciones en la capital entre marzo y julio de 2019 fueron 5.304. En los mismos meses, pero en 2020 son 7.592. Lo que presenta un incremento de 2.288 defunciones.

Si bien la institución detalla que corresponde a distintas causas y no únicamente a Covid-19, Illingworth sostiene que el confinamiento disminuye las muertes violentas, por lo que se puede presumir que el aumento tiene que ver con la pandemia.

La falta de transparencia e imprecisiones en las cifras oficiales, señala el matemático, tampoco permiten tener una visión clara de la realidad. Es por eso que el Municipio de Guayaquil ha optado por manejarse bajos las cifras que Illingworth valida, a partir de los cuerpos sepultados en cuatro grupos de cementerios de la ciudad.

Es así que, desde el 21 de marzo, los cuerpos enterrados suman 12.190. El promedio ‘normal’, reseña el informe emitido por Illingworth, era de 4.667, es decir, que habría 7.793 cuerpos por encima de lo ‘normal’.

 







También podría gustarte